¿Cómo hacer un conejo y un pollito?

¿Cómo hacer un conejo y un pollito?

Hoy os proponemos una manualidad para la vuelta de vacaciones.  Una manualidad rápida y sencilla, pero no por eso menos divertida. Con unos simples vasos de porex vamos a crear unos simpáticos conejito y pollito. Siempre debemos ser nosotros los que valoremos qué son capaces de hacer nuestros pequeños artistas (utilizar tijeras, el pegamento…), pero lo ideal para este proyecto, es que nosotros les facilitemos los distintos elementos ya cortados a la medida y que sean ellos los que los coloquen.

¿Qué vamos a necesitar?

  • Tijeras
  • Lápiz y rotulador
  • Punzón
  • Escobillones
  • Ojos móviles
  • Pompones
  • Plumas
  • Cartulinas de colores
  • Vasos de porex
  • Cola blanca

 

 

 

 

Empezamos cortando los escobillones que formarán las patas de los animalitos, así como las orejas del conejo y la cresta y pico del pollito. Los cortaremos a la medida que queramos, asegurándonos de que cada par de patas y orejas midan lo mismo, pero cuanto más grandes sean, más llamativo será el resultado final. Les damos la forma deseada moldeándolos con la mano, veréis que es muy sencillo ya que los escobillones permiten plegarse como nosotros queramos.

Con el punzón, u otro objeto similar, marcamos los distintos lugares donde colocar los escobillones y dejamos que sean los pequeños los que los claven en el vaso. También marcamos y colocamos las plumas del pollito.

A continuación ayudamos a los pequeños a dibujar sobre las cartulinas los pies de nuestros animales y los recortamos. Podemos dibujar tantos detalles como queramos añadir. Y los pegamos, junto con los ojos y el pompón que hará de nariz de nuestro conejo. Dejamos secar.

Con el rotulador dibujamos los últimos detalles, boca, pestañas…

¡¡Y ya tenemos a nuestros nuevos amigos listos para animar cualquier rincón de la casa!!

 

 

 

 

 

Deje una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *